martes, 15 de enero de 2019

NES mini de imitación con 600 juegos Nintenderos

Hola cartucheros. Ante el auge de lo retro y las reediciones en versión mini de la NES y la Super Nintendo los grandes copiones de la industria no iban a quedarse atrás. Resulta que existen consolas clónicas de la NES con juegos preinstalados y que se conectan con las televisiones modernas vía HDMI.

No he podido resistirme y me he hecho con una mini NES con unos 600 juegos (algunos duplicados) pero que tiene verdaderas joyitas en su catálogo. Podemos destacar: los Super Mario, Contra, Nintendo World Cup, Adventures of Lolo 1 y 2, Dr. Mario, Snake Rattle and Roll, Double Dragon 1, 2 y 3, TMNT (las tortugas ninja, vamos), Tetris 2, Chip y Chop, etc.



Solamente por eso ya me ha valido la pena, además viene con 2 mandos fieles al diseño NES pero con 4 botones: A, B, turbo A y turbo B.



Por si esto fuera poco, nuestros amugos chinos han colado como gancho algunos hacks y ports de juegos clásicos o de otras plataformas. Curiosidades como Street Fighter II o Sonic para NES son cosas que todos deberíamos probar. ¡Sí, Sonic para NES! También he podido jugar versiones NES de juegos Android como Plantas contra Zombies (del que mi hermanito fue el traductor en español, orgullo familiar) o Angry Birds, ambos complicados de jugar con el stick pero curiosos de ver.

Hasta la próxima entrada, cartucheros!

viernes, 11 de enero de 2019

Cintas VHS de videojuegos. Marketing de los 90

Hubo una época no hace mucho (o sí, según se mire) en que no existía Youtube, ni los DVD... Ni las demos. Si los jóvenes queríamos ver un videojuego antes de comprarlo teníamos 3 opciones:
1. Comprar una revista como Hobby Consolas o Superjuegos y mirar fotitos imaginando cómo se vería aquello en movimiento
2. Verlo en casa de un colega o en la tienda
3. Alquilarlo por unas pesetillas (snif, snif) y probarlo bien

Pero el marketing se puso las pilas y en algunos números de las principales revistas especializadas se regalaba una cinta VHS que los lectores devorábamos una y otra vez. Incluso surgió una publicación que editaba la revista junto con una cinta de vídeo en la que se analizaban los juegos (Video&Games) pero que no tuvo mucha fortuna por su precio.

Esta es mi colección.

Rarezas como el Canal Pirata de SEGA... Sí señores, fomentando la piratería entre la juventud. O la curiosidad de ver el juego de Tecmo Cup (la versión occidental de Súpercampeones o Captain Tsubasa). para Megadrive pero que finalmente no se llegó a estrenar. Lo busqué como un loco. Benditos emuladores de la actualidad que me permitieron sacarme la espinita y jugarlo.

Hasta la próxima entrada, cartucheros!